Hay un dicho que dice «una imagen vale más que mil palabras», si colocas esa frase en el contexto de los idiomas puede significar más de una cosa. Por ejemplo, en una reunión con tu jefe, si entras en su oficina y ves a más de 5 personas adentro, probablemente puedas deducir que algo está pasando. Las partes del cuerpo también pueden enviar un mensaje y ser interpretadas por el cerebro, por ejemplo cuando alguien te mira fijamente a los ojos. Tal vez te están dando «la mirada» ¿pero qué significa esa mirada? Amor, odio, has esto, no lo hagas, salgamos de aquí… Tantas cosas pueden salir de una mirada, las expresiones corporales siempre han sido más efectivas que el lenguaje. Gracias al lenguaje corporal las personas que no hablan el mismo idioma se han gustado mutuamente y eventualmente se han casado, o en otros casos hacen expresiones poco discretas que pueden causar repulsión.

Para el autor de este blog, el lenguaje corporal es un aspecto esencial a la hora de comunicarse, puede expresar felicidad, ira, ansiedad y enviar mensajes para la interacción. La expresión corporal más popular es el pulgar hacia arriba, es muy común entre los submarinistas porque como sabes, la gente no puede hablar bajo el agua. Después de leer esto, por favor déjame darte un consejo. Cuando estés comunicándote, asegúrate que lo que quieres decir está en consonancia con tu cuerpo. Si haces esto el mensaje que quieres dar probablemente se entenderá mejor.